PORTADA IMPRESA
Edición Nº77
CONTENIDO
Galería de Fotos

Todo es posible

La felicidad no tiene recetas. Cada quien la
cocina con el sazón de su propia meditación

Por Rita Paez

Llegó a mis manos por casualidad esta belleza que nos habla de la vida y la felicidad y decidí compartirlo con todos los lectores y dice así: Dicen que la felicidad y la vida son dos cosas distintas, pero creo que ambas están ligadas, porque la vida es como un libro y el título que lleva, es el nombre de cada uno de nosotros y es la forma en que demostramos porque somos diferentes los unos… de los otros. Este libro es el prefacio, es la introducción al mundo. Las páginas son las crónicas diarias de los esfuerzos de cada uno. El asunto principal de tu libro, puede ser la profesión, el negocio, el amor, la ciencia, la literatura o la religión. Día con día, tus pensamientos y actos se inscriben en él, como evidencia de tu éxito o tu fracaso. Lo que anotes en cada una de las páginas de ‘tu libro’, es de vital importancia, porque quedará escrito allí, por siempre. Un día, habrá de escribirse en él la palabra fin, haz que entonces pueda decirse que tu libro es un modelo de nobles propósitos y servicios generosos al mundo. Se valiente, esfuérzate y da lo mejor de ti mismo y aparecerá escrito lo mejor de tu vida. Tu capacidad de servir a los demás, está en proporción directa a la grandeza de tu corazón y a la nobleza de tus sentimientos. De igual manera, a medida que te esfuerces por compartir, dar, servir y ser solidario, crece y se ennoblece tu ser interior, convirtiéndote en mejor persona, más feliz y con mayores posibilidades de vivir una vida de mejor calidad. Debes saber que no puedes hacer que alguien te ame, sin que tú te conviertas primero en alguien que debe amar. Debes aprender que es difícil fijar el límite entre no herir los sentimientos de los demás y defender aquello en lo que crees. Aprenderás, que no puedes compararte con lo mejor que hacen los demás, sino con lo mejor que puedes hacer tú mismo. La felicidad en cambio, no depende de lo que pasa a nuestro alrededor… sino de lo que pasa dentro de nosotros. La felicidad se mide por el espíritu con el cual nos enfrentamos a los problemas de la vida. La felicidad es un asunto de valentía, porque la felicidad es un estado de ánimo. No somos felices en tanto no decidamos serlo. La felicidad no tiene recetas. Cada quien la cocina con el sazón de su propia meditación. La felicidad, no es una posada en el camino, sino una forma de caminar por la vida y de vivir la vida. Si aprendemos a marcar las diferencias aprenderemos también a desenvolvernos de un modo distinto. Por eso les explicaba al principio, que aunque la felicidad y la vida son dos cosas distintas, una es complemento de otra, porque no hay vida sin felicidad y no hay felicidad sin vida. Espero que lo hayas comprendido y te atrevas… a vivir plenamente porque todo… es posible en esta vida…

ediciones anteriores

Envienos sus comentarios a: editor@realidadesonline.com

Quienes Somos     Suscríbase     Contactenos      Publicidad      Normas Legales

Copyright © 2006 - Luna Media Productions, LLC   ///   Todos los derechos reservados
Prohibida la reproducción total o parcial del contenido de este web site sin autorización